Daños por 150 millones en Gobierno de Samuel Chacón

Por: Rafael Victorio

La Auditoría Superior de la Federación (ASF) detectó un probable daño a la Hacienda Pública Federal por casi 150 millones de pesos, cometido durante los años 2013 y 2014 por el exalcalde de Tapachula, Samuel Alexis Chacón Morales.

Ante ello, el Grupo Parlamentario del Partido de la Revolución Democrática (PRD) en el Senado de la República, solicitó la intervención de las procuradurías General de la República (PGR) y General de Justicia del Estado (PGJE), de la ASF y del Órgano Superior de Fiscalización del Congreso del Estado, proceder conforme a la ley en contra del actual diputado federal por el Distrito XII de Chiapas.

Infraestructura

En la Auditoría Financiera con Enfoque de Desempeño 13-D-07089-14-1078-GF-207, del año 2013 se determinaron desviaciones de recursos públicos del Fondo para la Infraestructura Social Municipal (FISM) por un monto de 78 millones 12.5 mil de pesos.

Fue un total de 158 millones 327.9 mil pesos los que se auditaron en ese periodo, detectándose que “en el ejercicio de los recursos, el municipio registró inobservancias a la normativa, principalmente en la Ley de Coordinación Fiscal y la Ley General de Contabilidad Gubernamental”, precisa el informe cuya copia se encuentra en poder de quien escribe.

Señala que en ese momento el Ayuntamiento de Tapachula no disponía de un adecuado sistema de control interno que le permitiera identificar y atender los riesgos que limitaran el cumplimiento de los objetivos del fondo, la observancia de su normativa y el manejo ordenado, eficiente y transparente de los recursos, lo que incidió en las irregularidades detectadas en la auditoría.

Asimismo precisa que existió falta de transparencia, ya que “el municipio no proporcionó a la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) todos los informes previstos por la normativa sobre el ejercicio y destino de los recursos, y tampoco realizó la evaluación sobre los resultados del FISM”.

Incluso menciona que solamente se alcanzó una meta de 2.9 por ciento de la referente al porcentaje del FISM invertido en el municipio en servicios básicos.

Adicional a lo anterior, la ASF determinó que “no se ejercieron todos los recursos asignados al municipio (el 94.2%), del monto pagado; no se aplicó recursos en localidades de alto y muy alto rezago social, y se destinó el 70.1 por ciento de los recursos en obras y acciones de urbanización (pavimentos y obras similares), no obstante que persisten en el municipio déficits de cobertura en agua potable, drenaje y electrificación, así como mejoramiento de vivienda, ya que el 15.1 por ciento de éstas en el municipio tienen piso de tierra”.

Mientras tanto, en el 2014, la Auditoría Superior de la Federación (ASF), aplicó la Auditoría Financiera con Enfoque de Desempeño 14-D-07089-14-1421-GF-645 y de un monto de 118 millones 814.7 mil pesos revisados, de un total de 169 millones 735.3 mil pesos otorgados del Fondo de Aportaciones para la Infraestructura Social Municipal y de las Demarcaciones Territoriales del Distrito Federal (FISMDF), determinó que se generó un probable daño a la Hacienda Pública Federal por un monto de 71 millones 925.4 mil pesos.

Punto de acuerdo

Antes de conocerse los resultados de la auditoría practicada por la ASF a los recursos del Ayuntamiento de Tapachula durante el ejercicio del 2014, la Fracción Parlamentaria del PRD en el Senado de la República, propuso un punto de acuerdo en el que exhorta a la PGR, la Procuraduría General de Justicia del Estado y el Órgano de Fiscalización Superior del Congreso de Chiapas, a realizar las investigaciones sobre el probable desvío de recursos durante la administración de Chacón Morales.

En el punto de acuerdo del Senado de la República se exige la aplicación de las penas a que se hayan hecho acreedores tanto Chacón Morales como otros funcionarios municipales, involucrados en la desviación de los recursos públicos.

Deja un comentario