Dan formal prisión a “El Hobbit” Bermúdez

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Un juez penal de la Ciudad de México dictó auto de formal prisión al futbolista Christian de Jesús Bermúdez Gutiérrez, conocido como El Hobbit, por el presunto incumplimiento de la pensión alimentaria para sus dos hijos y su exesposa desde enero de 2014.

Esta tarde, el juez 11 Penal del Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad de México (TSJ), Eduardo Mata Carrillo, notificó al deportista en la rejilla de prácticas del juzgado del Reclusorio Preventivo Norte sobre el proceso de tipo ordinario que se abrió en su contra.

Mediante un comunicado, el Tribunal informó que el inculpado tiene tres días para apelar la decisión del juez y 15 más para ofrecer pruebas a su favor.

El pasado 24 de agosto, el futbolista del equipo Puebla fue aprendido por la Policía de Investigación de la Ciudad de México cuando terminó su entrenamiento en el Complejo Los Olivos, en la capital poblana.

Con un oficio de colaboración en mano, los agentes trasladaron a Bermúdez al Reclusorio Norte, en la Ciudad de México.

Entonces, los abogados de El Hobbit Bermúdez precisaron que la orden de aprehensión contra su defendido se derivó del delito de incumplimiento en el pago de la pensión alimenticia, que asciende a más de 3.6 millones de pesos.

Aclararon que el delito que le imputan al exjugador del Atlante y América es considerado grave, por lo que no alcanzaría el beneficio de la libertad provisional bajo caución.

No obstante, adelantaron que apelarían la decisión del juez y buscarían obtener un amparo para que el jugador pueda seguir el proceso en libertad.

Desde la detención del jugador, Emilio Pardo, abogado de la exesposa del inculpado, informó que la demanda es por seis millones de pesos y que con el pago de esa cantidad se podría llegar a un acuerdo.

Sin embargo, antes tendría que asegurar el pago de la pensión por los próximos dos años para que ella le otorgue el perdón y pueda salir de prisión. De lo contrario, podría permanecer recluido de tres a cinco años.

Deja un comentario