Apoyan a víctimas para que “salgan a denunciar al Estado Mexicano”

Atziri Ávila

Ciudad de México | Desinformémonos. “Es necesario denunciar todo lo que está pasando en México, las desapariciones, desplazamientos, asesinatos, la represión contra el pueblo en general, la fabricación de delitos, la persecución contra las y los luchadores sociales, el desplazamiento de los indígenas. Sabemos que lo que pasa en México, pasa en Honduras, en Europa, en Asia, por eso es necesario trabajar organizadamente para seguir tejido esta red de solidaridad internacional que una y visibilice las resistencias de diferentes partes del mundo”, dijo a Desinformémonos el vocero del Comité Quebec-Otawa por Ayotzinapa, quien por acuerdo organizativo prefiere omitir su nombre.

El Comité surgió luego de la desaparición forzada y ejecución extrajudicial de los normalistas de Ayotzinapa en septiembre de 2014. Después de reunirse en Montreal, mexicanos y latinoamericanos radicados en ciudades como Quebec y Ottawa, decidieron organizarse para exigir justicia para los estudiantes. El 20 de noviembre de 2014 realizaron su primer acción pública y desde esa fecha construyeron lazos y comunicación con colectivos de otras partes del mundo para visibilizar la violencia e inseguridad que se vive en México.

“Es necesario que los gobiernos de otros países vean lo que está pasando en nuestro país. Visibilizar toda la ola de violaciones a los derechos humanos, los feminicidios, la corrupción pero también la participación de los gobiernos y del impacto que tienen las inversiones y megaproyectos extranjeros en las comunidades indígenas, principalmente en las mujeres indígenas”, asegura el vocero del Comité.

14923148_10206544008873426_395743480_o

Según el Observatorio de Conflictos Mineros de América Latina “más de 70% de proyectos mineros en el país son de firmas canadienses. La presencia de esas empresas se debe a la flexibilización de la ley de inversión extranjera” y afectan principalmente a habitantes de comunidades indígenas causando daños ecológicos y a la salud de las y los pobladores.

“Nosotros estamos contribuyendo desde aquí generando espacios para que las víctimas de México y otras partes de Latinoamérica denuncien lo que pasa en sus países. Estamos organizando actividades en escuelas, medios de comunicación, espacios públicos. Charlas y actividades culturales a la que asiste gente de todas las edades y de diversas nacionalidades”, aseguró el vocero del Comité Quebec-Otawa por Ayotzinapa.

Actualmente el Comité acompaña la gira en Canadá de Nestora Salgado, ex presa política de la Coordinadora Regional de Autoridades Comunitarias Policía Comunitaria (CRAC-PC) de Olinalá, Guerrero, quien se reunió el pasado 26 de octubre con Diputados de la Asamblea Nacional de Quebec y se reunirá con la Ministra de Relaciones Exteriores Christine St-Pierre para exponer la criminalización y persecución por su labor en defensa de los sistemas de seguridad y justicia de su comunidad.

“Como colectivo vemos importante que las luchas de resistencia como la de la policía comunitaria de Guerrero, Cherán, la resistencia y empoderamiento de las mujeres que luchan por su autonomía, el zapatismo en Chiapas, el Congreso Nacional Indígena, la lucha campesina se conozcan con otras luchas en resistencia de otras partes del mundo como las mujeres kurdas que han construido su propio batallón femenino, la lucha de los Black lifes Matter, entre otras. Por eso juntamos a las organizaciones indígenas, organizaciones defensoras de los derechos humanos, organizaciones de migrantes para seguir tejiendo los lazos”, concluye uno de los integrantes del Comité.

Además del Comité Quebec-Otawa por Ayotzinapa otros colectivos como Mexicanos Unidos por la Regularización, la Asociación Canadiense por el Derecho a la Verdad y el Comité de Derechos Humanos por América Latina participan y se solidarizan para visibilizar la situación de los derechos humanos en México.

Deja un comentario